Otro mas y van….

El aurinegro se quedó con la Supercopa Uruguaya por segunda vez en su historia tras vencer a Plaza Colonia 1-0 gracias a un autogol de Nicolás Ayala a los 124’, cuando el público presente en Maldonado se preparaba para los penales. Fue de más a menos y terminó llevándose la victoria con el impulso de equipo grande en el tramo final, aunque sin jugar bien.